Compartir
Publicidad

El Gobierno de Nueva Zelanda planta cara a las patentes de software

El Gobierno de Nueva Zelanda planta cara a las patentes de software
Guardar
23 Comentarios
Publicidad

Las patentes son un conjunto de derechos que defienden la exclusividad de algo a su "inventor" y limita que sea explotado por otras personas industrialmente y en la mayoría del mundo teóricamente el software no sería patentable, pero no es así y este hecho limita la innovación y la competencia.

Para eliminar las restricciones que existen al haber patentes de software el gobierno neozelandés ha propuesto un proyecto de ley que excluya explícitamente el software como algo que puede patentarse.

Actualmente las patentes proejen a las invenciones o a los procesos de fabricación, y aunque aquí prácticamente no entraría el software el proyecto de ley establecerá la siguiente premisa:

"Un programa informático no es una invención ni tampoco una forma de fabricación para los propósitos de esta Ley"

Esta medida ha sido recibida con los brazos abiertos por todo el sector IT neozelandés, donde destacan las palabras de varias empresas e instituciones, que podrían usarse como argumento para excluir totalmente al software de las leyes de patentes de cualquier país.

Internet New Zealand, la institución gestora del dominio .nz:

"Terminará con años de discusión entre los desarrolladores de software, usuarios de las TIC y pesos pesados multinacionales que siempre denuncian supuestas violaciones de sus patentes de software."

Orion Health, la mayor empresa del país exportadora de software:

"Es posible que exista una mejora en el software que no puede ponerse en marcha porque alguien tiene la patente. En general, las patentes de software son contraproducentes porque se utilizan para frenar la innovación."

Vía | Barra Punto Más información | Forbes

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos